domingo, 28 de marzo de 2010

Perito en Lunas

Recordando a Miguel Hernández Gilabert en el centenario de su nacimiento

perito en lunas

”Hay un constante estío de ceniza
para curtir la luna de la era,
más que aquélla caliente que aquél iza,
y más, si menos, oro, duradera.
Una imposible y otra alcanzadiza,
¿hacia cuál de las dos haré carrera?
Oh tú, perito en lunas, que yo sepa
qué luna es de mejor sabor y cepa”

(Perito en Lunas- Miguel Hernández)

El pasado 26 de Marzo se cumplía el centenario del nacimiento del poeta Miguel Hernández, uno de los mayores poetas de nuestra lengua,  y hoy 28 de Marzo el aniversario de su muerte.

Esta noche, como hago siempre, observaba  desde mi balcón una hermosa Luna llena y fantaseaba con la idea que de  “ella” se hubiese vestido de gala para homenajear a su Perito  oficial.

Recordé que hace tiempo leí  en alguna parte que el poema Perito en lunas, de Miguel Hernández, viajaría a la luna  en una cápsula espacial que será lanzada en 2011, tras la gestión que para ello emprendió la Fundación Cultural Miguel Hernández (que diría Miguel si levantara la cabeza).

La historia de Miguel Hernández me conmueve profundamente por ser el reflejo del mayor de los milagros del ser humano: el afán por superar las limitaciones de conocimiento.

Criado como cabrero, vivió como cabrero, pero tuvo la valentía de compaginar su batalla diaria para ganarse el pan, con otra lucha también sin cuartel: aprender, leer y estudiar hasta terminar estudios de derecho y literatura. Por ser como fue, por no huir como hicieron otros y por luchar como luchó, a Miguel Hernández se le conoció y conoce como “El poeta del pueblo”.

Condenado a muerte en 1940, pasó sus últimos años de vida en la cárcel donde compartió celda con Buero Vallejo, y donde  escribió uno de los poemas mas emotivos que he leído nunca,  Nana de las Cebollas (articulo) y que diera origen al viejo dicho “contigo pan y cebolla”.
Enfermo de bronquitis y luego de tifus, que se le complicó con tuberculosis, falleció en la enfermería de una prisión alicantina  la mañana del 28 de marzo de 1942 con tan sólo 31 años de edad.
Se cuenta  como algo significativo, que no pudieron cerrarle los ojos, hecho sobre el que su amigo Vicente Aleixandre compuso un poema. miguel-hernandez

¡Qué sola se quedó la luna
sin su perito-arquitecto
agrimensor de higueras
cabrero de firmamentos!

“Recordar a Miguel Hernández que desapareció en la oscuridad y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor. Pocos poetas tan generosos y luminosos como el muchachón de Orihuela cuya estatua se levantará algún día entre los azahares de su dormida tierra. (…) ¡Y éste fue el hombre que aquel momento de España desterró a la sombra! ¡Nos toca ahora y siempre sacarlo de su cárcel mortal, iluminarlo con su valentía y su martirio, enseñarlo como ejemplo de corazón purísimo! ¡Darle la luz! ¡Dársela a golpes de recuerdo, a paletadas de claridad que lo revelen, arcángel de una gloria terrestre que cayó en la noche armado con la espada de la luz!”

Pablo Neruda

11 comentarios :

Ŧirєηzє ♥ dijo...

Recomiendo el articulo de mi amigo Cesar al respecto...
http://elventano.blogspot.com/2010/03/luces-y-sombras.html

Totalmente de acuerdo..¡¡

jordim dijo...

grande Miguel hernandez.

marallure dijo...

"¿Quién encierra una sonrisa?
¿Quién amuralla una voz?"
Hermoso poema... y hermoso tema. Me dan mucha paz y también un poquito de tristeza.

thot dijo...

Precioso homenaje el que le haces a este gran poeta.
Una maravilla.
Un beso.

Escribir es seducir dijo...

GRACIAS POR LA INFO MUY LINDO EL POEMA!!!!!!!!!!!!!!

Wara dijo...

Preciosísimo poema el de Miguel Hernández. Hubo un tiempo en que me sabía casi todos de memoria... y creo que si los repasara volverían a surgir así, de bien adentro.

Besos, Fire.

juan_santiago dijo...

.. jajaj .. mira mi ignorancia;

no sabia quien era el, solo hab

ia oido alguna vez su nombre. L

indosversos, linda musica, BESO.

Teresa dijo...

Al inicio del año del centenario del nacimiento del poeta Miguel Hernández el Gobierno declara oficialmente la reparación y su reconocimiento personal. Y lo hizo este viernes en la Universidad de Alicante.

Pero es sólo el primer paso. Lucía Izquierdo, nuera del poeta y heredera legal, aprovechando la presencia del ministro, Francisco Caamaño, ha recordado que pretenden conseguir "que se anule la injusta condena a muerte que está vigente, y pesa como una losa". Y confía en que esta nulidad, que debe validar el Tribunal Supremo, se produzca antes de que concluya el año del centenario.

Un abrazo dulce.

Helena dijo...

Una alma bella, un gran poeta y un mejor ejemplo de superación. Todos los que amamos la poesia tenemos la obligación moral de mantener su nombre en lo mas alto. Un beso niña flor precioso post.

pluvisca dijo...

Miguel Hernandez, se merecia eso mucho antes, me alegro mucho.

Besinos

añil dijo...

Al menos y, aunque tarde, se está haciendo algo por su nombre.

Un genio.

Besos