miércoles, 16 de marzo de 2011

El jardín prohibido

El jardín prohibido
“Amalia Ruiz encontró la pasión de su vida en el cuerpo y la voz de un hombre prohibido. Durante más de un año lo vio llegar febril hasta el borde de su falda que salía volando tras un abrazo. No hablaban demasiado, se conocían como si hubieran nacido en el mismo cuarto, se provocaban temblores y dichas con sólo tocarse los abrigos. Lo demás salía de sus cuerpos afortunados con tanta facilidad que al poco rato de estar juntos el cuarto de sus amores sonaba como la Sinfonía Pastoral y olía a perfume como si lo hubiera inventado Coco Chanel.
Aquella gloria mantenía sus vidas en vilo y convertía sus muertes en imposible. Por eso eran hermosos como un hechizo y promisorios como una fantasía.
Hasta que una noche de octubre el amante de Amalia llegó a la cita tarde y hablando de negocios. Ella se dejó besar sin arrebato y sintió el aliento de la costumbre devastarle la boca.

Se guardó los reproches, pero salió corriendo hasta su casa y no quiso volver a saber más de aquel amor.
Cuando lo imposible se quiere volver rutina, hay que dejarlo. Uno no puede meterse en el lío de ambicionar algo prohibido, de poseerlo a veces como una bendición, de quererlo más que a nada por eso, por imposible, por desesperado, y de buenas a primeras convertirse en el anexo de una oficina. No me lo puedo permitir, no me lo voy a permitir. Sea por Dios que algo tiene de prohibido y por eso está bendito

…de Mujeres de ojos grandes (Ángeles Mastretta)
 
Sergio Dalma/Vía Dalma

“El jardín prohibido” es el primer single del nuevo disco de Sergio Dalma, Via Dalma, que hasta la fecha lleva más de 200.000 copias vendidas tan solo en nuestro país. Se trata de un fantástico recopilatorio compuesto por 11 grandes éxitos italianos que en su día fueron números 1, y que consiguen transportarnos a otras épocas. Un disco para la nostalgia.
via dalma

16 comentarios :

Hanna dijo...

Precioso relato... suele pasarnos que todo aquello que está prohibido es lo que más nos atrae.
Yo estoy pensando en que prohiban trabajar jiji
Un beso fuerte!!

Minuet dijo...

Cuanto me suena la historia de Amalia, y cuanto me suenan tus palabras... ¿igual mi memoria juega conmigo a las damas?.. ;)

Disfrutemos de lo que haya, prohibido o no, convencional o no, frecuente o no... no etiquetemos... cuando algo se etiqueta, está un paso mas cerca de caer en la rutina..

Me encanta tu entrada.. hoy de la música mejor no hablo Sergio y yo no nos apreciamos demasiado ..jajaj

Besazos AMIGA... tenemos que sacarnos tiempo, mucho, creo que acabaremos con agujetas en la lengua... muachhhhh

Por cierto la foto que ilustra esta entrada es bestial.... te superas día a dia

iris dijo...

La costumbre no es buena para nada, porque llega un momento en que hacemos las cosas sin ser conscientes de lo que estamos haciendo,no disfrutamos del momento, no lo vivimos. Lo mejor es vivir el momento, el aqui y ahora, pero eso requiere de un pequeño esfuerzo diario de cambio. Besos, me encantó el post.

Marina dijo...

Madre mía.. éste hombre gana con los años.. como el buen vino.. Un beso Firenze.

Sostrato de Cnido dijo...

La atracción por lo prohibido es innata al ser humano. Pero también nos mantiene en un progreso constante. Un abrazo a todos

TriniReina dijo...

Sí, tiene razón, pero si todos saliéramos volando ante la rutina, seríamos pájaros a fuerza de ensayar...

Besos

Anónimo dijo...

nena temazo de Plastik funf.
llevatelo a clase esta tarde xfi

EVERYBODY DANCE NOWWWWW
XDDD

Ŧirєηzє dijo...

pero mujé..
perate que lo pille...que salio ayer el video...

jajjaa...
impacienteeee

Londonnek dijo...

El temor a perder a la persona que amamos, es el mejor leño para encender la llama.
El disco de dalma es un bello homenaje a la canciòn Italiana y yo le aplaudio desde aquí.
Un abrazo Fire.

Genín dijo...

¿Porqué será que lo prohibido nos atrae tanto?
Menos mal que a algunas cosas he logrado resistirme, como a las drogas, al menos las fuertes, pero con las manzanas no hay manera, por algo soy un Adán...jajaja
Besitos y salud

Ŧirєηzє dijo...

jajaj Genin...
te cuento un secreto..
las manzanas tambien son mi perdicion...
no puedo vivir sin ellas...
:-)

Abzurdah Zenizientah © dijo...

La fruta prohibida es esa fruta que todos en algun momento queremos comer, al verla nos llama a tomarla y hacerla nuestra y sentira asi aunque en ralidad nunca lo es. Por que el hecho de que es prohibida significa que ya tiene otro dueño. Y cuando llegas a comer mucho de ella es como cuando comes demasiados dulces despues de una noche de brujas, a pesar que antes los deseabas ya no los quieres volver a ver...

mi blog http://abzurdahzenizientah.blogspot.com/ espero puedas pasar, y leer mis escritos... besos

Lola dijo...

La rutina mata la ilusión y ello nos lleva a pasar página o quizá a sobrevivir en un terreno donde sabemos que tarde o temprano se convertirá en arenas movedizas para tragarnos. Besitos Firenze, me gusta como queda la canción en boca de Sergio Dalma.

María dijo...

Ya sabes que a veces, lo prohibido, tiene ese sabor de dulce deseo que por naturaleza atrae en desmesura.
Como siempre tu texto y tu documentación son grandiosos.
Un beso querida.

pluvisca dijo...

Sergio Dalma es un cantante de mi tierra que siempre me emociona, sus letras tienen esa magia que penetra por los poros y se instala...

un abrazo

Pepi dijo...

Me encanta Segio Dalma, siempre me recordó a los cantantes italianos de mi juventud, en este disco es italiano total, lo voy a gastar en Spotify, je, je.