miércoles, 27 de noviembre de 2013

Terapia Musical


musica_terapeutica
“Por lo general, por las mañanas siempre saco un ratito para escuchar música en mi cuarto, La música desempeña una función muy importante en mi vida. Es lo que me permite soportar. ..pues.., todo lo que hay que soportar: mi hermana, mi madre, el colegio, etc. La música no es sólo un placer para el oído como la gastronomía lo es para el paladar, o la pintura, para los ojos, Si pongo música por la mañana tampoco es que la razón sea muy original: lo hago porque determina el tono del día, Es muy sencillo, y a la la-elegancia-del-erizovez, muy complicado de explicar: creo que podemos elegir nuestros estados de ánimo porque poseemos una consciencia con varios estratos y tenemos la manera de acceder a ellos. Por ejemplo, para escribir una idea profunda, tengo que ponerme a mí misma en un estrato muy especial, si no, no me vienen las ideas y las palabras a la cabeza. Tengo que olvidarme de mí misma y a la vez estar súper concentrada. Pero no es una cuestión de «voluntad», es un mecanismo que se puede accionar o no, como rascarse la nariz o hacer una voltereta para atrás. y para accionar el mecanismo, no hay nada mejor que un poquito de música. Por ejemplo, para relajarme, pongo algo que me haga alcanzar como un estado de ánimo distanciado en el que las cosas no me llegan de verdad, las miro como quien ve una película: un estrato de consciencia «desapegado». En general, para ese estrato escucho jazz o, más eficaz a largo plazo aunque tarden más en notarse los efectos, Diré Straits (viva el mp3)”.
La elegancia del erizo - Muriel Barbery
meaty
No puedo estar más de acuerdo con este fragmentote de M. Barbery. Yo también utilizo la música para soportar, canalizar o propiciar ciertos estados de animo. siempre ha sido así. ¿Música terapéutica quizá?… mejor música para vivir, que al fin y al cabo es para lo que sirve la música.
Hoy os dejo un track del último disco de Extremoduro, uno de mis grupos de cabecera, seguramente el más escuchado en esos momentos en los que necesito escapar de la realidad. El nuevo álbum se llama “Para todos los públicos” y en él yo encuentro encuentro una regresion al mas puro sonido de Extremoduro. 26 años de carrera musical y once discos a sus espaldas. Dicen que los viejos rockeros nunca mueren… Extremoduro es una muestra.
Quise mirar,
y entré dentro de mi interior
y entonces me di cuenta
de que hay alguien más
metido en esta habitación,
y escucho lo que piensa.
Hay, en el vacío,
un reflejo mío,
que me habla de otras cosas
de un ambiguo rosa y de sentir
que me habla desde dentro
y me dice que voy lento y corrí
Y de este desvarío
sé que ha anochecido
Si se va
mi cuerpo se evapora y pierde solidez
y flota en el vacío de la soledad
y mi mente no sabe adonde se va a agarrar,
si estoy loco perdío
Al respirar
el aire entra y luego se va
y ya no es nada mío
pero algo cambió en mi manera de pensar
y ya no soy el mismo
Sueño con que me dé
salgo y no hay nada
Y veo que algo me crece y ya no me apetece mirar
a tiempo pasado pues no tengo pensado regresar
Rica flor de un día
No me aburriría
(Poema sobrecogido – Extremoduro)

7 comentarios :

Teresa Palmer dijo...

Muriel nos ilumina...
Antes, siempre ponía música al levantarme, sobre todo para animar la mañana. Llevo tiempo sin hacerlo, creo que voy a volver a mi vieja costumbre.
En cuanto a la música que prefiero, depende del día aunque por la mañana prefiero algo más suave.

Besinos

Firenze B dijo...

Para cargar las pilas...yo necesito (como diria mi buen amigo Gaizka) tralla....mucha tralla... jejeje...
pero tambien oigo de todo... puedo pasar del heavy a la musica clasica en apenas unos minutos....

:-)

escuchando palabras dijo...

buenisima recomendacion, feliz miercoles!!

Marinela dijo...

Un blog en el que te pierdes mirando por todos los rincones.¡Enhorabuena!

Me ha encantado

Marinela

Genín dijo...

Estoy muy preocupado, hace algún tiempo que la música me pone nervioso, yo, que siempre pensé que sin música moriría, bueno, a lo mejor es cierto :(
Besos y salud

Spring dijo...

Me aplico la "terapia musical" todos los días...es un placer¡¡

Besos y muchos momentos musicales ;-)

Jaz dijo...

Es verdad que la música es un placer que excede a los oídos, podría decirse que uno a veces escucha con todas las células del cuerpo y que la melodía puede adquirir las propiedades que cada uno necesite. Me dieron ganas de leer más sobre la autora. Muy interesante.